Algunas imágenes de Alicante

lunes, 14 de diciembre de 2009

Ven


No vengas
- me dijo -
que mis manos yacen frías y mi corazón muerto.
Y fui.
Y fuimos abrigo de las caricias,
lentas miradas...
... silencios.
De sus manos, los glaciares iban entrenando el tiempo como dos heliotropos
esparciendo la vainilla.
Sus ojos sobre mis ojos
- al cabo -
mares de aguamaniles.

9 comentarios:

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Y fuiste, y al cabo aguamieles, no podía ser de otro modo mi reina.

Besísimos

Tu prince

Concha Vidal dijo...

Pues mira Princesa, sí, fui, naturalmente que fui y seguí yendo y seguí yendo y asó, hasta que de nuevo fuimos dos ¿ves?
Besos siempre, mi niña.

salvadorpliego dijo...

Inesperado encuentro. Mira donde te vengo a encontrar ahora. Realmente un placer volverte a leer.

Por cierto, quisiera hacerte una pregunta: ¿despareció el portal Poesía Pura? ¿Qué fue lo que pasó?

Estoy en contacto contigo.

Salvador Pliego

Mi blog: http://salvadorpliego.wordpress.com/

Manuel Martínez Barcia dijo...

Reconozco mi supina ignorancia. Sabía de aguamanos, incluso del palanganero, aunque ese encuentro de miradas... bien merece un mar de ¡aguamaniles!

¡Qué hermoso es tu pasto de espumas, Concha!

Un beso
Manuel

Rossana dijo...

Ahora que sé el camino hacia tu casa, lo he apuntado con GPS y todo.
Un besoabrazo, hasta allá

Tu poesía es Total

Rossana

salvadorpliego dijo...

Muy inspirada en estos versos. Bien!!!!

Qué gusto saber de ti. Un gran abrazo.


Te recomiendo aceptar mensajes con OpenID pues los que no tenemos cuenta en google se nos compica mas.
Ve en tu perfil.

http://salvadorpliego.wordpress.com/

Joan Tristany dijo...

Hola Concha.
Breve y excelente poema.
me gusta lavisión que ofreces y el sentiminto vertido en él y me gustamucho.

Una forta abraçada

Joan
ot

Perfecto dijo...

Delicado poema. Enlazo contigo para leerte detenidamente.

Un cordial saludo.

Néstor Morris dijo...

Que grato es ver que te "vean"...me encanta.
Saludos, Pastora.